El Gobierno ha inyectado en la economía sólo 9.000 de los 24.000 millones de fondos europeos previstos para 2021

El Gobierno ha inyectado en la economía sólo 9.000 de los 24.000 millones de fondos europeos previstos para 2021

El Gobierno ha conseguido en lo que va de año que lleguen a la economía real y al tejido productivo 8.955 millones de euros, un 37% de los 24.200 millones que tenía previsto desplegar en el año 2021.A estos se sumaban 2.436 millones del fondo React-EU, con lo que los fondos procedentes de Bruselas ascienden a 26.600 millones.

Pese a que la ejecución que podría denominarse real sólo asciende a esa cuantía, según datos provisionales a los que ha tenido acceso este medio, las obligaciones comprometidas hasta la fecha son de 14.012 millones, el gasto comprometido con cargo a los fondos Next Generation es de 17.228 millones de euros (un 71,2%), y el gasto autorizado se sitúa en los 19.013 millones de euros, según fuentes del Ministerio de Hacienda.

El Ministerio de Hacienda está «corriendo» en estas últimas semanas del año para autorizar todo el gasto asociado a los fondos europeos, aunque no dé tiempo a gastarlo, ya que sólo así podrá ser desplegado el próximo año. Si no se autoriza, todos esos fondos no podrán ejecutarse en 2022.

El volumen de pagos es muy inferior al gasto autorizado y comprometido por esta razón, y también por el hecho de que gran parte de ese gasto autorizado por el Ejecutivo tienen que desplegarlo comunidades autónomas (en total hasta ahora se les han transferido 11.247 millones de euros) y por ser las que tienen competencia.

En algunos casos, estas administraciones tienen un exceso de liquidez y no les conviene recurrir a esos fondos, que siguen en un cajón,de ahí que a pesar de estar autorizado y comprometido el gasto no se convierta en pagos.

Según estimaciones del Banco de España, el año 2021 cerrará con un volumen de pagos de unos 11.000 millones de euros.

«Hasta octubre, de los 26.600 millones de euros en créditos que se han de financiar con los fondos europeos del programa NGEU incluidos en el Presupuesto del Estado para 2021, únicamente se habían reconocido gastos por importe de 9.200 millones de euros, incluyendo tanto los relativos al Mecanismo de Recuperación y Resiliencia como los referidos al REACT-EU. El grueso de dicho importe corresponde a transferencias a otras Administraciones Públicas, que son las que tendrán que ejecutar finalmente el gasto», recogen en su informe trimestral, presentado la semana pasada.

En el cuarto trimestre del año, Hacienda ha impulsado la ejecución de los fondos europeos, pasando de tener un 48,4% de los fondos autorizados en el tercer trimestre a un 78,6% en este momento.

Aunque los pagos son muy inferiores al gasto autorizado y comprometido, para Hacienda lo importante es el gasto autorizado, ya que es lo que lanza un mensaje a la economía real de que ese dinero está en funcionamiento.

Para 2022, el Gobierno tendrá que ejecutar otros 27.000 millones que están presupuestados en las cuentas del próximo año y seguir inyectando en la economía lo que falte por ejecutar del año 2021.

Además, como ya contó este medio, el Ministerio de Economía trabaja en una adenda que presentará para modificar el Plan de Recuperación y poder recurrir a los préstamos por valor de 70.000 millones que la Comisión Europea ha puesto a disposición de España.

El Gobierno llegó a prever que en 2021 una ejecución plena de los fondos europeos podría redundar en hasta 2 puntos de crecimiento adicionales al Producto Interior Bruto (PIB) de este ejercicio. Dado que el gasto real se sitúa en el 37% del total, el impacto de los fondos europeos este año en el PIB será mucho más residual.

Según el Banco de España o la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef) se acercará más a seis décimas adicionales de crecimiento.