Guindos avisa: «Hay riesgo de que la inflación descienda a un nivel más lento del esperado»

Guindos avisa: «Hay riesgo de que la inflación descienda a un nivel más lento del esperado»

El vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Luis de Guindos, ha advertido este lunes que hay riesgos de que la inflación no se reduzca al ritmo que prevén organismos internacionales y económicos. El ex ministro de Economía español apuesta a que el repunte del IPC, que alcanza ya el 5,6% en su mayor nivel en 29 años, será un episodio temporal, pero avisa de que es posible que se mantenga en niveles elevados más tiempo del previsto.

Todo dependerá de la forma en que la economía sea capaz de superar los actuales cuellos de botella en las cadenas de suministro y se reduzcan los altos precios de la energía y otras materias primas. «El elemento más preocupante en la actual fase de recuperación es la inflación. Los factores que están detrás son transitorios y van a hacer que descienda sin duda a partir del próximo año. Sin embargo, la aceleración ha ido más allá de lo que preveían todos los analistas, y si continúan estas restricciones su descenso será menor de lo que pensábamos hace unos meses», ha señalado el alto cargo europeo durante su participación en un encuentro financiero organizado por Expansión y KPMG.

Hasta ahora, los bancos centrales han intentado restar importancia al fuerte repunte de los precios y evitado tomar medidas relacionadas con la política monetaria para intentar contenerlo. Su argumento es que la subida del IPC es puramente transitoria y que la inflación subyacente que marca su evolución a medio plazo -al descontar el efecto de la energía y los alimentos frescos- se mantiene estable en el entorno del 2%.

Sin embargo, pasan los meses y la inflación sigue cosechando cuotas desconocidas en tres décadas, derivando ya en pérdidas de renta notables para los hogares y despertando tensiones laborales en multitud de sectores económicos que piden una revisión al alza de sus salarios.

«La economía europea se encuentra en una situación de encrucijada: tenemos una recuperación consolidada por una lado y, a su vez, una incertidumbre vinculada con problemas de oferta, cadenas de suministro, agravamiento de infecciones, surgimiento de nuevas variantes del virus…», ha señalado Guindos. Sin embargo, ha concluido, «el principal riesgo es que los cuellos de botella acaben elevando aún más la inflación o haciendo que se desacelere a un menor ritmo del esperado».

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más